Realmente ser un excelente líder no es tarea fácil, pero siempre habrá consejos que puedes seguir para lograr serlo; continúa leyendo cómo ser un buen líder.

Un líder es aquella persona que se convierte en referencia para cierto grupo de individuos; éstos encabezan grupos, instituciones, movimientos, entre otros y muchas personas los siguen puesto que se han ganado toda la confianza y el respeto; por eso siempre son apoyados en todas sus decisiones y acciones.

Ser líder sin duda es una responsabilidad muy grande, se debe tener un objetivo y se debe trabajar mucho para que todo pueda funcionar bien; esta tarea no es sencilla puesto que un buen líder debe ganarse el afecto de las personas a su cargo o de sus seguidores, esto sin duda es un tema importante en los proyectos que se realicen para que sean exitosos.

Cuando las personas tienen afecto y respetan aquella persona que está a cargo de ellas, lo más probable es que hagan todo aquello que se les pida para buscar un buen trabajo que lleva a un bien común, así que hasta el fracaso o el éxito podrían depender de un líder.

Si somos líderes tendremos que ser dirigentes, y si no, pues nos dirigirán a nosotros.
Cómo ser un buen líder

Da ejemplo

Un buen líder no solo habla sino que da ejemplo y actúa.

Algo de humildad

No es lo mismo ser un líder que ser un jefe, los dos tienen en común que se pueden encontrar a cargo de otras personas; pero un buen líder es aquel que no se cree el centro de la atención y no tiene problemas en darle crédito al otro en caso de que se lo merezca.

Comunicación efectiva

Un buen líder siempre busca tener una comunicación efectiva tanto en su ámbito laboral como personal, los líderes siempre se están asegurando de que sean escuchados y claro está que les entiendan; pero así mismo escuchan al otro, les gusta que haya una comunicación recíproca.

Conocer los límites

Todo líder tiene límites, así que debes estar atento a ellos y a establecer cuáles son; puedes hacerle ver a los demás aquello que tú no vas a tolerar para que así no haya frustraciones.

Un mentor

Un buen líder generalmente tiene mentores, pues sabe que puede necesitar ayuda; ninguna persona es un sabelotodo, aquel que todo lo sabe y todo lo puede, así que encuentra a alguien de confianza que te pueda aconsejar cuando veas las cosas difíciles.

Las emociones

Hay quienes dicen que se deben separar los negocios de las emociones, pero realmente los negocios son de personas, así que sí hay relación, lo que se pretende es que los mismos duren; se debe tener una inteligencia emocional.

Los errores

Estudia cuáles son los errores más comunes que hay en el liderazgo y trata de no caer en ellos, aunque siempre recordando que somos humanos y que por lo tanto todos erramos; si cometes un error hazte consiente y no lo repitas.

El pasado

Puedes darle un vistazo al pasado y aprender de éste; toda la historia, ya sea pasada o reciente, está llena de modelos que debes seguir o por el contrario ejemplos que no deberás seguir; mira qué hicieron aquellas personas que admiras y  analiza qué salió mal en aquellos qué no terminaron de la mejor manera.

Mejora continua

Debes estar en mejoría constante; todo el tiempo deberás estar aprendiendo y trabajando en cosas nuevas o habilidades nuevas para dominar; tu mente se debe mantener abierta a nuevas posibilidades e ideas.

Valor agregado

Un excelente líder debe conocer muy bien el tema sobre el cuál se desempeña y estar muy seguro; las otras personas querrán tener un líder (incluso jefe) que tenga mucha confianza en el tema y en sí mismo; si un líder no demuestra esto, es difícil que tenga seguidores por un periodo prolongado de tiempo.

Autodominio

Lo primero para poder ser un buen líder es que te domines a ti mismo, sino, no será posible poder dominar a los demás.  Cuando hay un buen autodominio se reflejará como un buen ejemplo para las otras personas, se identificarán con el líder y tendrán más ganas de seguirlo y de emularlo. Un líder que no tenga un autodominio no será un ejemplo para seguir.

Tener siempre un sentido justo

Un buen líder debe tener un gran sentido de la justicia y de nobleza, para de este modo poder lograr influir en quienes lo siguen y ser respetado por los mismos.

Toma de decisiones

Un buen líder siempre tiene la cualidad de que no duda de las decisiones, esto demuestra que tiene seguridad y que puede tomar las medidas correctas; de esta forma dirige con un buen éxito.  Sin duda una persona dudosa no resulta ser un líder.

Planear el trabajo

Un líder no debe actuar y trabajar sólo por intuición, pues podría en un momento descarrilarse y parar donde no se debe. El buen líder tiene una buena planeación y sigue la misma.

Trabajo duro

Un buen líder demuestra y le gusta trabajar más que los otros, tiene una excelente voluntad y siempre busca hacer más de lo que le está exigiendo a quienes le siguen, de no ser así, más que un liderazgo es una manipulación.

Personalidad

Los líderes tienden a tener ciertas personalidades y una de las características esenciales es el ser agradable;  las personas que mejor sentido de un liderazgo tienen, son aquellas que son genuinas y carismáticas.

De hecho, a muchas personas agradables y simpáticas, la demás  gente las tratan como líderes, debido solo a esa forma de ser, así tengan ausentes otras cualidades. En resumen, hay personalidades que atraen.

Comprensión y simpatía

Este punto está muy ligado al anterior, pues los buenos líderes son simpáticos con aquellos que los siguen, además deben ser comprensivos y entender sus seguidores con todo lo que éstos traigan. Para resumir, un líder está a cargo de un grupo de personas y los humanos están hechos de sentimientos.

El detalle

Un buen líder debe ser detallista, darse cuenta del aspecto más mínimo y llegar a aquel que es más avanzado, no da por hecho nada y estudia todo, piensa que todo lo relacionado con su tema puede ser importante.

Asume responsabilidad

Un buen líder siempre asume las responsabilidades de sus equivocaciones e incluso de aquellas negligencias que hayan cometido sus seguidores; en otras palabras, si un seguidor comete un error, el líder siente que también lo cometió. Este es un punto bastante difícil de encontrar en los líderes.

Cooperación

Un buen líder busca que haya cooperación y logra que esto se dé entre todos sus seguidores, coopera con los otros y logra que las personas comprendan esto para que también lo apliquen en sus acciones.
Cómo ser un buen líder

Notas

  • Las cualidades de mayor importancia que debe tener un buen líder son: inteligencia, asertividad, tener una capacidad amplia de adaptación, manejar sus emociones y sus pensamientos, ser apasionado, entusiasta y con muy buena energía.
  • Aquellos que son transformadores, inspiradores y positivos, que se encargan de desarrollar y transformar seguidores, son los líderes por excelencia.
  • Ser un buen líder no es algo que se logre de un día para otro, pero no quiere decir que una persona no se pueda convertir en éste, así que si quieres ser un buen líder tendrás que trabajar duro, tener disciplina, compromiso y por supuesto una mejoría continua. Los líderes más grandes no nacen, sino que por el contrario se hacen y se van formando.
¿Te ha gustado?
2 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.