Los conflictos en el trabajo son uno de los mayores problemas que existen en el mundo empresarial, cuando aparecen los conflictos en el mundo laboral, normalmente el rendimiento empresarial disminuye ya que no se trabaja en un clima adecuado y las discusiones innecesarias hacen realizar el trabajo más lentamente.

Las situaciones conflictivas suelen ser difíciles de llevar, ya que suele estar siempre implicada alguna persona demasiado difícil de dominar y que va a ir con sus ideas hasta el final, y por otro lado tenemos personas demasiado tímidas que se van a dejar pisar.

Tenemos desde pequeños conflictos y discusiones, hasta casos graves de acoso laboral. Lo que sabemos es que cuanto antes sean resueltos los conflictos, antes podrá volver la empresa a la normalidad y retomar el buen clima laboral.

Si deseas resolver conflictos laborales y no sabes como, no te pierdas éste artículo de doncomos.com sobre cómo resolver conflictos laborales.

¿Que necesitas para resolver conflictos laborales?

  • Paciencia
  • Capacidad de mediar
  • Leer atentamente éstas instrucciones y llevarlas a la práctica

Instrucciones para resolver conflictos laborales

  1. Calmar el ambiente:
    Lo primero es calmar la discusión que esté teniendo lugar, da muy mala imagen en una empresa que dos o más personas estén hablando con un tono demasiado alto o utilizando lenguaje soez e inapropiado para un puesto de trabajo.Manda a los empleados lejos el uno del otro para que los ánimos se calmen un poco, de esta manera conseguiremos evitar que el conflicto llegue a las manos y por un lado conseguiremos hacer valer nuestra autoridad y ganarnos el respeto.
  2. Hablar individualmente y escuchar las versiones de todos:
    Ahora lo suyo es hablar con todas las personas implicadas en el conflicto laboral, ésto se debe realizar por separado para evitar interrupciones y una reproducción del conflicto laboral. Deberemos escuchar las versiones de todos y las versiones de los testigos que estaban presentes en el conflicto.
    despido injustificado
  3. Buscar la causa real:
    Ahora que ya tenemos todas las versiones, deberemos intentar crear en nuestra cabeza lo que puede ser la versión real, esta es la parte más difícil ya que cada uno va a tirar a defenderse a el mismo y a sus amistades, así como el propio jefe podría dar la razón a su empleado favorito. Debemos siempre tratar de ser neutrales, no dejándonos llevar por favoritismos y debemos al final intentar crear la versión real de todo lo ocurrido en ese y en más conflictos.
    acoso laboral
  4. Cortar la situación:
    Una vez sepamos la situación, debemos intentar cortarla de raíz, la manera de hacer esto dependerá de la raíz del conflicto. Por ejemplo si estamos hablando de una pequeña pelea por una discusión bastará con relajar el ambiente y hacerles ver que es una tontería, si se trata de acoso laboral deberemos llegar ya a medidas mucho más estrictas para evitar que no se repita nunca más esta situación.
  5. Castigos:
    A veces es necesario castigar para evitar que vuelvan a suceder conflictos, en las pequeñas discusiones bastará con apercibir a los empleados o un pequeño castigo como un día suspendidos de empleo y sueldo para que se calmen. Si se trata de acoso laboral deberemos tirar de reglamento de régimen interno y despedir al trabajador con despido disciplinario, ya que así lo marca la legalidad.
    despido procedente e improcedente

Consejos para resolver conflictos laborales

  • Prevención: Para no tener que llegar a resolver un conflicto, se deben intentar prevenir en la mayor medida de la posible, si conseguimos prevenir los conflictos adecuadamente, evitaremos situaciones incómodas para todos. En primer lugar no debemos contratar empleados que puedan tener fama de conflictivos, en segundo lugar intentaremos garantizar una convivencia buena y de respeto en la empresa, para ello evitaremos cosas conflictivas como los enchufismos y el trato desigual. Cuando deleguemos tareas a algún empleado, intentaremos que éste no sea demasiado autoritario y que trate con respeto a sus subordinados, finalmente podremos optar por ciertas medidas para el fomento del compañerismo como partidos de fútbol entre los miembros de la empresa, excursiones pagadas por nosotros, actividades que requieran trabajo en equipo y que sean divertidas o hacer que los empleados trabajen juntos para fomentar una mejor convivencia entre ellos.
  • Testigos: Muchos testigos también deberían ser apercibidos, porque en vez de intentar mediar y separar, pueden favorecer que la pelea y el conflicto aumenten. Intenta que los empleados actúen como primeros mediadores para así evitar un conflicto mayor. También intenta evitar que se creen pequeños grupitos dentro de la empresa, ya que podría ocasionar rivalidades y que ciertos empleados se sintieran desplazados.
¿Te ha gustado?
15 usuarios han opinado y a un 86,67% le ha gustado.