Contenido del Artículo

¿Quién de niño no soñó con ser un gran científico? De hecho, nuestros padres tenían que esconder cualquier cosa que pudiera servirnos para nuestros experimentos, ya que podíamos ponernos en peligro.

Una de las materias escolares preferidas por los más pequeños de la casa, es Ciencias. En ella, muchas veces aprenden experimentando y esa es una de las maneras más fascinantes y prácticas de hacerlo.

De hecho, es mucho menos probable que olvidemos algo que aprendimos desde la práctica. De ahí el dicho, la práctica hace al maestro. Ya que podemos volvernos más diestros en la medida que más practiquemos.

Sin embargo, con el paso del tiempo, muchos de esos niños soñadores no llegan ser los grandes científicos que una vez desearon ser. De hecho, algunos llegan a tener profesiones y oficios que están muy alejados de lo que ser un científico implica. Pero no por eso dejan de ser felices.

Otros, por el contrario, cultivan ese deseo hasta llegar el momento de poder materializarlo. Aunque es verdad que no todos llegan a ser un Einstein, sí se relacionan con la ciencia. Un notable ejemplo de ello son los Químicos.

Estas personas están en constante contacto con materiales altamente peligrosos que, al combinarlos de la manera correcta, pueden llegar a formar productos de uso práctico para todos; como por ejemplo, Jabón, champú, dentífricos, entre otros productos de mucha utilidad.

Ahora, llegados a este punto, tal vez te estés preguntando cómo puedes hacer para trabajar como químico. Te tenemos buenas noticias, ¡hoy es tu día de suerte! Porque de inmediato estaremos hablando sobre este tema.

Trabajar como químico

Te informaremos sobre las instrucciones que debes seguir, que necesitas y algunos consejos para que llegues ser un químico exitoso. Por ello, presta mucha atención a lo que te diremos.

Instrucciones

  1. Como es natural, si deseas trabajar en un área profesional, lo primero que debes hacer es prepararte académicamente. De esa manera, podrás desarrollar las competencias necesarias para el campo de trabajo al que te quieres integrar.
  2. Cabe destacar que no se trata de una preparación cualquiera. Debes tomar en cuenta la rama de la química que se ajusta a tus gustos y exigencias. Por ello, antes de decidir qué carrera universitaria vas a emprender, debes estar bien informado sobre el tema.
  3. Luego que te hayas preparado seglarmente, el siguiente paso que debes dar es conocer el campo de trabajo que hay disponible para ti.
  4. Una manera de hacerlo es revisando diariamente la sección de Clasificados de los periódicos locales y nacionales. Allí aparecen anuncios de los diferentes laboratorios que solicitan personal calificado para realizar diferentes tipos de trabajos.
  5. También puedes revisar algunas páginas web que tengan el mismo propósito, el de promocionar ofertas de trabajo. Revisa si alguna de ella se ajusta a tu perfil profesional.
  6. Cuando ya hayas seleccionado varias opciones viables para ti, entonces deberás dirigirte a sus direcciones y dejar en sus oficinas de atención al público, tu currículum vitae. Recuerda que debes especificar para qué puesto de trabajo te estás postulando.
  7. Al momento que te llamen para realizar la entrevista de trabajo, usa ropa que te haga lucir como un profesional. Trata de responder a las preguntas que te hagan de manera inteligente. Mantente atento a la conversación. Demuestra estar interesado en el tema y que eres una persona comprometida con lo que hace.
  8. Es muy probable que, haciendo eso, logres proyectar una buena imagen sobre ti y el encargado de realizar la entrevista, quede satisfecho.
  9. Sin embargo, asiste a todas las entrevistas de trabajo que te sean posibles. A la final, si no te llaman de una empresa, puede que te llamen de otra. Mientras más, será mejor.
  10. Pero, ¿qué necesitas para trabajar como químico o biólogo? ¿Está esa profesión al alcance de cualquiera? ¿Qué tan difícil puede ser? No te abrumes con tantas preguntas. Ahora mismo te estaremos informan al respecto.

Trabajar como químico

Que Necesitas

Es bien sabido por todos que para ocupar un puesto importante, sea en una empresa o en cualquier otro lugar de trabajo, es importante y hasta fundamental contar con estudios universitarios.

Por ello, debes esforzarte por adquirir una buena formación. No siempre será una tarea fácil porque, quienes estudian para ser químicos, deben cursar materias muy complicadas, que les exigen el uso de diferentes recursos, entre ellos fórmulas que deben memorizar.

También es importante que tengas pleno dominio de los implementos que se manejan en los laboratorios, como los microscopios, tubos de ensayo, etc. Una cosa es la teoría y otra muy diferente es la práctica.

Después de realizar tus estudios básicos, podrías proponerte realizar un postgrado, ya que eso te hará ser más competente y, por lo tanto, te considerarán como una mejor opción.

Otra cosa que necesitas para trabajar como químico es contar con los implementos de seguridad necesarios. Aunque en muchos lugares de trabajo suministran a sus empleados estos elementos, es bueno que cuentes con los tuyos. Incluso podrías identificarlos.

Trabajar como químico

Entre los implementos de seguridad que necesitas están unos lentes, una mascarilla, una bata, guantes, entre otros. Aunque esta es una profesión que puede ser muy fascinante, no puedes pasar por alto la precaución. Ya que constante mente estarán en contacto con elementos que podrían ser inflamables o que deterioren tu salud.

Finalmente es vital que te mantengas al día con la tecnología. Ella es una aliada importante para los científicos. Debes estar al tanto de los nuevos descubrimientos y conocer las nuevas teorías para que no te quedes desfasado.

¿Hay algo más que debas saber sobre esta profesión? ¿Qué aspectos debes tomar en cuenta? Estaremos dándote algunos consejos prácticos que debes tomar en cuenta si has decidido ser químico.

Consejos

  1. Exponerse a ciertas sustancias puede llegar a ser nocivo para la salud. En vista que todos apreciamos mucho el valioso de don de la vida, es importante que tomemos en cuenta ciertas normas de seguridad que son básicas para este tipo de trabajo.
  2. Cabe destacar que estos productos químicos no solo pueden dañar tu salud, sino que también repercuten de manera negativa en el medio ambiente. Por ello, presta mucha atención sobre lo que debes hacer y evitar al momento de manipular químicos.
  3. Algo que no puedes pasar por alto es usar las fichas de datos de seguridad, ¿de qué se trata esto? No son más que una fuente de información que tiene el objetivo de complementar la etiqueta que deben tener los productos químicos. Esta es una herramienta muy útil para evitar accidentes laborales.
  4. Si observas que alguna sustancia no está debidamente identificada, evita usarla. Retírala a un lugar seguro para luego determinar de qué se trata. Más vale prevenir que lamentar.
  5. También debes estar familiarizado con la simbología que se utiliza en los productos químicos. Esto te permitirá estar consiente de cuando algo es inflamable, cuando es tóxico, nocivo, corrosivo o peligroso para el medio ambiente.
  6. Existen colores que determinan el grado toxicidad o inflamación de alguna sustancia. Por ejemplo, generalmente el color rojo indica el riesgo a la inflamabilidad. Con el azul se indica el riesgo a la salud, con el color amarillo a la radioactividad y el color blanco es para identificar si se trata de algún elemento oxidante, corrosivo, reactivo, entre otros.
  7. Es importante que te aprendas estas indicaciones como el Padrenuestro, es decir, al pie de la letra. Pues de ello puede depender no solo tu seguridad sino también la de quienes están a tu alrededor.
  8. Por lo general, en un laboratorio se trabaja en equipo, así que es una obligación el cuidarse unos a otros.
  9. Si decides incursionar en el mundo de la química, entrarás en un mundo fascinante. Sin embargo, toma en cuenta los alertas que te hemos dado para que puedas disfrutar de la experiencia.
¿Te ha gustado?